Zapa

No quisiera caer en ese vicio intelectualoide de pretender delimitar los rasgos conceptuales de una forma de arte tan compleja y noble como el de la literatura, pero creo que cualquier persona que haya sido estremecida hasta los huesos, aunque fuese una sola vez en su vida, por las páginas de un libro, habrá, al menos, intuido que en ellos radica un curioso poder: expresan nuestros pensamientos mejor de lo que nosotros hubiésemos imaginado.
Recién me pasó con La Piel de Zapa del buen Honore de Balzac, cuando yo ya no encontraba manera de expresar el inmenso asco que me producen las citas estúpidas y banales -disfrazadas de lecciones de vida- que pululan impune por las redes sociales.

ERA, SIN DUDA, EXCESIVAMENTE CÁNDIDO PARA UNA SOCIEDAD FICTICIA QUE VIVE A LA LUZ ARTIFICIAL,
QUE EXPRESA TODOS SUS PENSAMIENTOS CON FRASES CONVENIDAS O CON PALABRAS DICTADAS POR LA MODA”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s